UNA «CARMEN», EXCESIVAMENTE DESFASADA

Imagen de la opera

Aunque personalmente tampoco me gusta la música en comparación con otras óperas, reconozco que son temas con los que el público se identifica porque algunos ser algunos bastante populares. Sin embargo mientras otras han soportado el paso del tiempo con más dignidad “Carmen” una obra antigua (1845) se ha quedado anclada en un pasado no reconocible para la mayoría de los jóvenes de hoy y además, a mi juicio poco recomendable desde el punto de vista didáctico. Pasión, celos, machismo, violencia de género, toros…, vamos que encierra todo lo necesario para ser retirada del cartel de cualquier teatro de hoy y como además ponía fin en Oviedo a la temporada operística, “Cultura” se la podía haber evitado perfectamente, y lo mismo que estoy de acuerdo en socializar un espectáculo de élite como este, acercándolo gratis a los barrios, igualmente creo hay que poner cuidado a la hora de elegir.

Cartel de la época

Ignoro si fuimos 100 como dice LA NUEVA ESPAÑA,  los espectadores que acudimos al IES de La Corredoria para ver la retransmisión que desde el Campoamor se hizo de la Carmen de Bizet por que no los conté pero si puedo decir que había un buen número de adolescentes lo cual me sorprendió por tratarse de un espectáculo de culto en el sentido de que la ópera en general no lo es un espectáculo de masas. Pero lo que deseo comentar es lo mal que ha envejecido esta obra, lo desfasada que la encuentro y lo poco que hacen los escenógrafos y productores por adaptar, aunque solo sea un poco, su mensaje al transcurso del tiempo que vivimos.

En beneficio decir que me gustó la interpretación de la mezzo-soprano francoarmenia Varduhi Abrahamyan que intrepretaba a la protagonista, simpática, atractiva y buena voz y me quedo con ganas de verla en alguna otra obra.

FacebooktwitterFacebooktwitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *