SEX EDUCATION-III

La diversidad como ejemplo para la educación sexual.

Fotograma de la serie

Corrían los últimos días del pasado año cuando comentaba en este blog lo interesante e instructivas que me resultaron las dos primeras temporadas de SEX EDUCATION y aunque se hizo esperar, NETFLIX por fin estrenó ayer la tercera temporada.

Como comentaba entonces, se trata de una obra coral, bien interpretada y dirigida sobre un guion que aborda sin tapujos y con el máximo respeto cualquier aspecto de la vida sexual, desde la homosexualidad hasta la pansexualidad pasando por la bisexualidad, el travestismo, la masturbación femenina, dificultades sexuales como el vaginismo, la salud mental, el abandono parental, las adicciones, etc. y lo hace creando tramas y relaciones de amistad en unos casos y de pasión amorosa en otros que ayudan a mantener el interés hasta el final..

Pues bien, la tercera temporada es más de lo mismo y salvo por la incorporación de una par de ellos, los personajes son también los mismos. Está claro que la multinacional de pago por visión ha querido hacer caja aprovechando el éxito obtenido pero con poco recorrido y a mi juicio, con pocas posibilidades de continuar y convertirse en una serie de culto. En definitiva 8 capítulos más de casi una hora de duración, con alguna dosis más de romanticismo que harán felices a sus incondicionales, pero que no aportan mucho más.

Recordamos que cuenta con una puntuación de 7,3 en Filmaffinity y una SINOPSIS que dice lo siguiente:

Como el inseguro Otis (Asa Butterfield) tiene respuesta para cualquier duda sobre sexo gracias a que su madre (Gillian Anderson) es sexóloga, una compañera le anima a abrir una «consultoría sexual» en el instituto.

TRAILER OFICIAL de la 3ª temporada

FacebooktwitterFacebooktwitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *