Esquinas del camino

Nunca sabes con quien te vas a encontrar cuando doblas una esquina porque los caminos se cruzan separados por las capas del tiempo y de ahí que sea tan difícil que dos personas coincidan aunque a lo largo de su vida doblen a menudo la misma esquina.

En esto pensaba cuando leía en el “Pais semanal” la entrevista que le hacen a Belén Rueda, la mujer cuyo proyecto de vida pasaba inicialmente por sus deseos de convertirse en bailarina o arquitecta y que terminó ganando un Goya como “Mejor actriz revelación” por la película de Alejandro AmenábarMar adentro” porque ya sabemos que la vida nunca nos lleva al lugar donde esperábamos terminar o haciéndolo nos puede conducir por retorcidos e inesperados caminos.

Por esas casualidades del destino, sin que nada tuviéramos en común salvo una vida basada en muchas dificultades, conocí a Belén Rueda y me pareció una mujer amable y cariñosa pero distante a la vez y desde luego, a pesar de su juventud, porque cuando esto ocurrió no creo hubiera cumplido la treintena de edad, me pareció insegura y mucho menos atractiva que hoy. Recuerdo que se estaba tratando una erupción cutánea similar a los vestigios que suele dejar un exceso de granos mal tratados en la pubertad.

Fue a principio de los ochenta en la nave que un fotógrafo utilizaba como plató para la realización de fotografía publicitaria profesional en Medina del Campo. Por aquel entonces yo vendía sillas de oficina para una fábrica radicada en Euskadi y nos estaba fotografiando los distintos modelos para integrar en el catálogo que se utilizaría como herramienta de trabajo para la introducción de la marca en la capital de España, y a ella el mismo fotógrafo y en el mismo plató le estaba preparando un book fotográfico cuando intentaba fraguarse un futuro en la televisión. Me pareció hermosa y redonda, con pocas aristas quiero decir pero fue algo muy superficial porque no la volví a ver hasta que apareció como presentadora en un programa televisivo y no recuerdo en cual.

THE YOUNG POPE

Con el instrumental del tema (All along the) Watchtower de Devlin como sonido de fondo y la imagen del Papa vestido al uso, andando ágil sobre un fondo formado por conocidos cuadros que son referente en la iglesia, comienza cada uno de los diez episodios de la primera temporada de la serie The Young Pope (El papa joven)

Cuenta con 7,9 puntos en Filmaffinity y una SINOPSIS que dice lo siguiente:
El joven Lenny Belardo acaba de ser elegido Papa, un pontífice de menos de 50 años que se ha hecho llamar Pio XIII. Nadie sabe en el fondo que piensa sobre los temas más importantes de la Iglesia, ni cómo piensa dirigir el Vaticano. Sus primeras y controvertidas decisiones descolocarán a todo el mundo, incluyendo a los miembros de la curia y a los fieles de todo el mundo, haciendo tambalear hasta los mismos cimientos de la Iglesia.

Con el protagonismo del actor londinense Jude Law dando vida a un ficticio papa nombrado Pio XIII, Paolo Sorrentino, su creador y showrunner, firma lo que creo pasará a considerarse uno de sus mejores trabajos y lo mejor que en este momento se puede ver en lo que respecta a series. Se trata de la primera producida por el prestigioso guionista y director de “La gran Belleza” merecedora en 2012 del Oscar a la mejor película extranjera y se encuentra disponible, a la serie me refiero, en HBO

Sorrentino, influenciado por el cine de Fellini, surrealista y existencialista, que en sus trabajos pone en cuestión tanto el poder como la religión y que en la serie que estamos comentando no ha obviado jardín alguno en el que sumergirse, como la pederastia o las contradicciones referentes a la fé, pasando por el aborto, el celibato o la homosexualidad. Y que, aunque no se trata de una serie que se pueda comentar a no ser entre personas que la hayan visto, me ha llamado la atención lo mucho que se habla de Dios frente a lo poco que se habla sobre la figura del hijo o los judíos, por poner un par de ejemplos.

Es además un cineasta que no da puntada sin hilo y utiliza todos los recursos que encuentra a su alcance, casting, iluminación, fotografía, diálogos, simbolismos, etc…, todo lo utiliza de manera magistral para crear la atmósfera que busca, de modo, que sumergido en su atmósfera, sientes que todo te habla. Cabe destacar, por ejemplo la escena en que el papa se viste lentamente al ritmo del tema “Sexy and I Know It (Soy sexy y lo se) de LMFAO, como en la película “Nueve semanas y media” Kim Basinger lo hiciera en su caso desnudándose al ritmo del tema interpretado por Joe Cocker, “You can leave your hat on”; o las diversas imágenes de los pies del papa, haciendo uso de un fetichismo similar al exhibido por Tarantino en sus películas. Sin olvidar los flashback con el niño que fue, escapando del orfanato en busca de sus padres, como ahora lo hace por las calles de Roma para tomarse una copa de incógnito con su amigo o simplemente para fumar a la luz de la luna.

Entiendo absolutamente necesario verla en versión original porque mayoritariamente se habla en ingles que es el idioma nativo del Papa pero también en español, por ejemplo cuando este dialoga con prelados sudamericanos y también en italiano, amén de latín y de todos esos matices se ha de impregnar uno si quiere aprovecharlo al máximo.

La música es otro determinante fundamental, presente en todo momento y que todo lo inunda. Este es el soundtrack disponible en Spotify:

No sé cuan cómodo se pueda sentir un católico viendo la serie, escuchando frases como estas: “Los que creen en Dios no creen en nada” de boca del Papa o “¿Quien ha dicho que no se pueda amar a una mujer y a Dios al mismo tiempo?” en boca de todo un Jefe del Estado Vaticano; o viendo a este mismo vestido con pantalón corto y la camiseta del Nápoles rezando el rosario para que gane su equipo. Yo que me declaro agnóstico puedo decir que he disfrutado y que espero impaciente la llegada de la segunda temporada aunque tengo entendido que no se presentará como tal sino como otra miniserie, secuela de esta.

TRAILER OFICIAL

EFECTO MARIPOSA

En el transcurrir diario no solemos ser conscientes de los efectos colaterales de nuestras acciones. Estos, solo se hacen visibles cuando se plantean los conflictos, así pocos podríamos haber afirmado hace algunos años, cuando se recrudecieron las relaciones catalanoespañolas a consecuencia de la publicación de la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatuto de Cataluña que esto iba a acabar como ha acabado con todos tirándonos de los pelos, la derecha fragmentada y la izquierda al punto de la desfiguración.

Continuar leyendo «EFECTO MARIPOSA»

ROMA

Roma es el título de la última película del director, guionista y productor de cine mexicano Alfonso Cuarón, galardonada con el León de Oro en el último certamen del Festival Internacional de Cine de Venecia y ensalzada por la crítica allá donde ha sido exhibida.

Carátula del film

Cuenta con 7,5 puntos en Filmaffinity y una SINOPSIS que dice lo siguiente:

“Cleo (Yalitza Aparicio) es la joven sirvienta de una familia que vive en la Colonia Roma, barrio de clase media-alta de Ciudad de México. En esta carta de amor a las mujeres que lo criaron, Cuarón se inspira en su propia infancia para pintar un retrato realista y emotivo de los conflictos domésticos y las jerarquías sociales durante la agitación política de la década de los 70”.

Alfonso Cuarón Ganó un Óscar a la mejor dirección en 2013 por Gravity, una película de ciencia ficción y otros reconocimientos por lo que no es de extrañar la calidad exhibida en este film, lo que si me extraña es que haya empeñado el esfuerzo en un proyecto poco comercial, dirigido a minorías. Una película de autor de más de dos horas rodada en blanco y negro, eso sí con una luminosidad y unas imágenes que al menos yo nunca había visto antes.

El nombre de Roma no se corresponde con la ciudad italiana sino con el nombre de un barrio de clase media en ciudad de México y cronológicamente la acción se sitúa en el inicio de la década de los 70, época de turbulencias políticas que por otra parte nos recuerda que nada de lo que tenemos ahora es gratis, que todo se pagó con sangre, dolor y lágrimas allí y también en este otro lado del Atlántico.

A pesar de ser rodada en blanco y negro y de la época en la que se desarrolla, su gran mérito radica en que resulta total y sencillamente creíble. No hay héroes y tampoco villanos, tampoco grandes figuras de la escena cinematográfica ni cuenta la historia de un personaje irreemplazable históricamente hablando. La historia se centra en el día a día de una criada durante el periodo de un año, personaje interpretado magistralmente por Yalitza Aparicio una mexicana que se dedicaba a la docencia antes de que Cuarón la llamara para el papel y que a buen seguro se llevará un Oscar.

A través de la historia de esta mujer el autor nos habla de nosotros, de nuestra naturaleza sin cargar las tintas en ningún sentido pero describiendo con toda crudeza la realidad que por serlo es ya lo bastante fuerte. Resulta par mi especialmente emotiva la escena del parto de un niño que nace muerto, precisamente por su realismo, una naturalidad que te hace copartícipe o protagonista de la escena.

Habla también del machismo más doloroso, ese que no se ve, el que ejerce el patriarca por el hecho de serlo, te cargo de hijos por que lo quiero así y me marcho y te dejo con la prole cuando desee a otra y lo hago porque puedo y olvidándome de todo lo demás porque soy el patriarca y tu eres un estropajo a mi servicio.

Para terminar decir dos cosas mas, una que a pesar de la duración del film, sientes que no sobra una sola imagen y dos que está presente en NETFLIX decisión que han tomado, doy por supuesto aunque nada leí al respecto, que para conseguir que sea visto por el mayor número de personas y supongo que lo conseguirán.

TRAILER OFICIAL