Nomadland

Víctimas de la depresión económica en la era Trump

Fern, a la que da vida la multi galardonada actriz Frances McDormand, es una víctima de la depresión económica en la era Trump y por añadidura ha perdido a su marido en Nomadland, este drama social de 108 minutos que ha escrito y dirigido la cineasta norteamericana de origen chino Chloé Zhao basándose en la novela homónima de Jessica Bruder, una periodista de Nueva Jersey que encontrándose en excedencia, pasó tres años viajando junto a una comunidad nómada estadounidense, que sin pensiones ni ayudas subsistía haciendo trabajos mal pagados por todo el país.

No es que no tenga donde vivir, le dice Fer a una niña que la interroga, es que no tengo casa que no es lo mismo, porque vive en una furgoneta acondicionada para recorrer parte de EE.UU. haciendo trabajos por aquí y por allá, pernoctando en estacionamientos de Amazon o en pleno desierto con el objetivo de sobrevivir con dignidad. Poco parece que se pueda añadir como crítica a una película que ya cuenta con galardones internacionales y varias nominaciones a los Óscar excepto que a mi juicio tiene un excesivo aire documental y se podrían haber ahorrado 30 minutos de rodaje. Por lo demás el trabajo no solo de Frances McDormand, que se echa sobre las espaldas toda la responsabilidad, poniendo su buen hacer al servicio de la directora y elevando la película hasta donde se encuentra, sino que el resto de las actuaciones como la de David Strathairn, y la fotografía de unos excelentes paisajes consiguen una atmósfera por momentos subyugantes. En este momento se encuentra en cartelera.

Cuenta en filmaffinity con una puntuación de 7,2 y una SINOPSIS que dice lo siguiente:

Una mujer, después de perderlo todo durante la recesión, se embarca en un viaje hacia el Oeste americano viviendo como una nómada en una caravana. Tras el colapso económico que afectó también a su ciudad en la zona rural de Nevada, Fern toma su camioneta y se pone en camino para explorar una vida fuera de la sociedad convencional, como nómada moderna. 

SoundTrack de la película en SPOTIFY:
TRAILLER OFICIAL
Alejandro G. Calvo de Sensacine, analiza ‘Nomadland’, la película de Chloé Zhao protagonizada por Frances

Equilibrio

Interesante artículo que habla de Timnit Gebru, investigadora en inteligencia artificial ética, despedida por la multinacional Google y que ha generado una tormenta en varios niveles no solo dentro de la propia empresa, sino también entre la comunidad científica internacional por tratarse de una ingeniera muy valorada dentro de la minería de datos y fundadora de Black in AI, una comunidad de investigadores negros que trabajan en inteligencia artificial. 

“Las injusticias estructurales que hay en la sociedad permean los datos. Es muy difícil encontrar datos no sesgados porque la sociedad está sesgada”, explica Ariel Guersenzvaig, profesor de la Escuela Universitaria de Diseño e Ingeniería Elisava (Barcelona).

Esto, dentro de mi propia experiencia, lo he intuido siempre y de una empresa del tamaño de Google que además, va por la vida repartiendo bondades y humildades como si fueran el nuevo mesías salvador de la raza humana, no se iba a esperar menos.

Pero lo importante es el equilibrio y desde mi punto de vista, consistiría en que todos intentáramos en cada momento que vivimos, luchar contra nuestros propios sesgos, intentar que se atenúen, domeñarlos antes de actuar en consecuencia. Algo como lo que pretendemos con el cuidado del medio ambiente: “No podemos salvar el mundo del desastre ecológico, pero podemos deshacernos de la basura que generamos de manera consecuente intentando que la situación no empeore«.

Por razones de mi situación física no estándar he sufrido discriminación de una u otra manera y en uno u otro momento de mi vida y con el tiempo alcancé a comprender que en todos mis actos e incluso en mi actividad cotidiana, tanto cuando lo hacía como ejecutivo desde un puesto de responsabilidad, como cuando simplemente colaboraba en una asociación, debía ser consciente que estos, no solo me afectarían en lo personal sino que afectarían a todo el colectivo al que parecía pertenecer o al que me asemejaba.

Quizá lo único acertado que se puede leer respecto al despido de Gebru para alejarse del ruido de fondo, sea la opinión de Mara Balestrini, doctora en Ciencias de la Computación por el University College of London, cuando dice que «el documento en cuestión es probablemente una excusa para sacarse de encima a una persona que les estaba resultando problemática”.

Y volviendo a mi experiencia personal, puedo agregar, que nunca fui despedido por razones profesionales, pero siempre tuve grandes problemas cuando plantaba cara a la empresa por razones de trabajo, justicia, discriminación, etc., y no solo en las empresas para las que prestaba mis servicios sino también en asociaciones o corporaciones sociales, fundaciones, etc., porque implicarse a favor de una causa justa o plantarse ante un acto discriminatorio siempre pone nervioso a quien intenta, a veces de manera honesta, mantener a flote un proyecto preservándolo de las piedras que se le van presentando en el camino.

Los Favoritos de Midas

Inspirada en el relato «The Minions of Midas» de Jack London escritor norteamericano que forma parte de mi imaginario juvenil, siendo Colmillo Blanco una de mis primeras lecturas; Mateo Gil dirigiendo y siendo además coautor del guion junto a Miguel Barros, han creado para NETFLIX este thriller de difícil clasificación «Los Favoritos de Midas«, una miniserie de 6 episodios de aproximadamente 50 minutos cada uno.

Mateo Gil es guionista habitual de Amenábar, con quien ha obtenido 4 Goyas que curiosamente nunca recogió, y Miguel Barros, fue el autor del guion de Gigantes para Enrique Urbizu, con esto nos podemos hacer una idea de las cabezas que están detrás del proyecto.

El cuento original que inspira a los creadores de la serie fue escrito en el contexto de principios del siglo pasado y en ese sentido y sobre todo en el final de la trama, poco se parece a la miniserie de la que hablamos cuyo contexto es hoy y el escenario España, aunque toda posible relación con la realidad es pura coincidencia, pues lo que prácticamente se plantea es un escenario distópico.

Si hay algo que me caracteriza es que siempre digo lo que pienso aunque a veces no piense demasiado en lo que digo y hablar de la trama sin caer en el spoiler es harto complicado en este caso, pero puedo afirmar que si yo formara parte de la producción y se recabara mi opinión, rechazaría el guion pensando que no funcionaría y sin embargo visto el trabajo final afirmo que funciona y no solo te la crees sino que te agarra en el minuto uno y no te suelta hasta los segundos finales. Y estoy convencido igualmente de que dará mucho que hablar y que, sin duda se convertirá en un nuevo éxito de la plataforma de pago por visión.

Pienso que tiene razón Alejando G. Calvo de Sensacine cuando afirma que Netflix está lanzando películas y series y convirtiéndolas en éxitos inmediatos sin apenas promoción previa y es que su poder es tal que solo mediante correos a sus afiliados y seguidores de sus redes sociales cuyos hábitos de visión conocen, consiguen colocar estas en el top semana a semana.

En este caso va a pesar sin duda la figura del multi galardonado actor Luis Tosar que tampoco defrauda en este caso y que comparte casting con Willy Toledo y Marta Belmonte entre otros.

Cuenta en Filmaffinity con una puntuación de 6,1 que subirá probablemente porque aún es pronto, y una SINOPSIS que dice lo siguiente:

Miniserie de 6 episodios ambientada en el Madrid actual. La historia está inspirada en el relato corto de Jack London ‘The Minions of Midas’, publicado en 1901, en el que un gran empresario sufre un extraño chantaje: si no accede a pagar una elevada suma de dinero, los autodenominados «Favoritos de Midas» matarán a una persona al azar en la fecha señalada y añadirán una nueva víctima periódicamente hasta conseguir su objetivo.

Soundtrack de la serie en SPOTIFY:
TRAILER OFICIAL

Esquinas del camino

Nunca sabes con quien te vas a encontrar cuando doblas una esquina porque los caminos se cruzan separados por las capas del tiempo y de ahí que sea tan difícil que dos personas coincidan aunque a lo largo de su vida doblen a menudo la misma esquina.

En esto pensaba cuando leía en el “Pais semanal” la entrevista que le hacen a Belén Rueda, la mujer cuyo proyecto de vida pasaba inicialmente por sus deseos de convertirse en bailarina o arquitecta y que terminó ganando un Goya como “Mejor actriz revelación” por la película de Alejandro AmenábarMar adentro” porque ya sabemos que la vida nunca nos lleva al lugar donde esperábamos terminar o haciéndolo nos puede conducir por retorcidos e inesperados caminos.

Por esas casualidades del destino, sin que nada tuviéramos en común salvo una vida basada en muchas dificultades, conocí a Belén Rueda y me pareció una mujer amable y cariñosa pero distante a la vez y desde luego, a pesar de su juventud, porque cuando esto ocurrió no creo hubiera cumplido la treintena de edad, me pareció insegura y mucho menos atractiva que hoy. Recuerdo que se estaba tratando una erupción cutánea similar a los vestigios que suele dejar un exceso de granos mal tratados en la pubertad.

Fue a principio de los ochenta en la nave que un fotógrafo utilizaba como plató para la realización de fotografía publicitaria profesional en Medina del Campo. Por aquel entonces yo vendía sillas de oficina para una fábrica radicada en Euskadi y nos estaba fotografiando los distintos modelos para integrar en el catálogo que se utilizaría como herramienta de trabajo para la introducción de la marca en la capital de España, y a ella el mismo fotógrafo y en el mismo plató le estaba preparando un book fotográfico cuando intentaba fraguarse un futuro en la televisión. Me pareció hermosa y redonda, con pocas aristas quiero decir pero fue algo muy superficial porque no la volví a ver hasta que apareció como presentadora en un programa televisivo y no recuerdo en cual.

THE YOUNG POPE

Con el instrumental del tema (All along the) Watchtower de Devlin como sonido de fondo y la imagen del Papa vestido al uso, andando ágil sobre un fondo formado por conocidos cuadros que son referente en la iglesia, comienza cada uno de los diez episodios de la primera temporada de la serie The Young Pope (El papa joven)

Cuenta con 7,9 puntos en Filmaffinity y una SINOPSIS que dice lo siguiente:
El joven Lenny Belardo acaba de ser elegido Papa, un pontífice de menos de 50 años que se ha hecho llamar Pio XIII. Nadie sabe en el fondo que piensa sobre los temas más importantes de la Iglesia, ni cómo piensa dirigir el Vaticano. Sus primeras y controvertidas decisiones descolocarán a todo el mundo, incluyendo a los miembros de la curia y a los fieles de todo el mundo, haciendo tambalear hasta los mismos cimientos de la Iglesia.

Con el protagonismo del actor londinense Jude Law dando vida a un ficticio papa nombrado Pio XIII, Paolo Sorrentino, su creador y showrunner, firma lo que creo pasará a considerarse uno de sus mejores trabajos y lo mejor que en este momento se puede ver en lo que respecta a series. Se trata de la primera producida por el prestigioso guionista y director de “La gran Belleza” merecedora en 2012 del Oscar a la mejor película extranjera y se encuentra disponible, a la serie me refiero, en HBO

Sorrentino, influenciado por el cine de Fellini, surrealista y existencialista, que en sus trabajos pone en cuestión tanto el poder como la religión y que en la serie que estamos comentando no ha obviado jardín alguno en el que sumergirse, como la pederastia o las contradicciones referentes a la fé, pasando por el aborto, el celibato o la homosexualidad. Y que, aunque no se trata de una serie que se pueda comentar a no ser entre personas que la hayan visto, me ha llamado la atención lo mucho que se habla de Dios frente a lo poco que se habla sobre la figura del hijo o los judíos, por poner un par de ejemplos.

Es además un cineasta que no da puntada sin hilo y utiliza todos los recursos que encuentra a su alcance, casting, iluminación, fotografía, diálogos, simbolismos, etc…, todo lo utiliza de manera magistral para crear la atmósfera que busca, de modo, que sumergido en su atmósfera, sientes que todo te habla. Cabe destacar, por ejemplo la escena en que el papa se viste lentamente al ritmo del tema “Sexy and I Know It (Soy sexy y lo se) de LMFAO, como en la película “Nueve semanas y media” Kim Basinger lo hiciera en su caso desnudándose al ritmo del tema interpretado por Joe Cocker, “You can leave your hat on”; o las diversas imágenes de los pies del papa, haciendo uso de un fetichismo similar al exhibido por Tarantino en sus películas. Sin olvidar los flashback con el niño que fue, escapando del orfanato en busca de sus padres, como ahora lo hace por las calles de Roma para tomarse una copa de incógnito con su amigo o simplemente para fumar a la luz de la luna.

Entiendo absolutamente necesario verla en versión original porque mayoritariamente se habla en ingles que es el idioma nativo del Papa pero también en español, por ejemplo cuando este dialoga con prelados sudamericanos y también en italiano, amén de latín y de todos esos matices se ha de impregnar uno si quiere aprovecharlo al máximo.

La música es otro determinante fundamental, presente en todo momento y que todo lo inunda. Este es el soundtrack disponible en Spotify:

No sé cuan cómodo se pueda sentir un católico viendo la serie, escuchando frases como estas: “Los que creen en Dios no creen en nada” de boca del Papa o “¿Quien ha dicho que no se pueda amar a una mujer y a Dios al mismo tiempo?” en boca de todo un Jefe del Estado Vaticano; o viendo a este mismo vestido con pantalón corto y la camiseta del Nápoles rezando el rosario para que gane su equipo. Yo que me declaro agnóstico puedo decir que he disfrutado y que espero impaciente la llegada de la segunda temporada aunque tengo entendido que no se presentará como tal sino como otra miniserie, secuela de esta.

TRAILER OFICIAL

EFECTO MARIPOSA

En el transcurrir diario no solemos ser conscientes de los efectos colaterales de nuestras acciones. Estos, solo se hacen visibles cuando se plantean los conflictos, así pocos podríamos haber afirmado hace algunos años, cuando se recrudecieron las relaciones catalanoespañolas a consecuencia de la publicación de la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el Estatuto de Cataluña que esto iba a acabar como ha acabado con todos tirándonos de los pelos, la derecha fragmentada y la izquierda al punto de la desfiguración.

Continuar leyendo «EFECTO MARIPOSA»