Genera+ion

Contra la hetero-normatividad y las expectativas corporales poco realistas

El pasado día 11 llegaron a HBO los primeros episodios de Genera+ion (que no Generation), miniserie dedicada a la Generación Z como lo hicieran otras que le precedieron y que comentamos en este mismo blog: «Sex education«, «We are who we are» o «Euphoria«.

Se anunció que la primera temporada se compondría de 8 episodios y así ha sido, pero de manera irregular, primero 3, luego 2 más y hasta hoy no se pudo ver el octavo, de manera que ya está disponible en su totalidad, habiéndose prometido además una segunda temporada pero sin fecha fijada. En mi opinión lo original del título se debe al interés de los creadores por acotar o enfocar la atención en esa nueva generación de adolescentes más mediáticos aún que el resto de los posmilenial, superinformados, tolerantes y con valores sociales y medioambientales, que todo lo buscan en Google, se comunican a través de WhatsApp y suben sus vivencias a Instagram.

En cuanto a género cinematográfico, quizá se podría decir que se trata de una «dramedia» de y para jóvenes con episodios de menos de 30 minutos, que fue escrita por Zelda Barnz cuando tenía justo la edad de los protagonistas y que con el episodio piloto, consiguió colocar a HBO la serie, dirigida por su padre Daniel Barnz, y producida por Lena Dunham que fue la creadora y protagonista de Girls.

Lo primero que se me ocurre preguntar, en lo que al casting se refiere es ¿De dónde han sacado tanto talento? Esos chicos lo hacen endiabladamente bien. El protagonista es un «queer» que no ha cumplido aún los 20 años y al que da vida Justice Smith, uno de los pocos conocidos, pero todos excelentes actores que lidian con situaciones dramáticas con tono humorístico como el nacimiento de un bebé en el aseo destinado a los «PMR (personas con movilidad reducida)» cuya acción se desarrolla a través de los primeros episodios y que al final los padres adolescentes deciden entregar a un organismo que no hace preguntas para ser adoptado por alguien que según deseos de la madre, debe ser una persona con valores sociales y feministas, que esté en contra de la hetero-normatividad y de las expectativas corporales poco realistas, del racismo sistémico y del abuso a los animales. Ahí es nada poniendo el listón.

Puede que la serie esté pensada para menores del mismo rango de edad que los que salen en ella, pero estoy seguro de que cualquier mayor disfrutará del despliegue de diversidad de género aunque los conservadores católicos no lo pasarán bien, como la madre de los gemelos en la serie (niño-niña) a la que da vida la actriz Martha Plimpton y que se ve morada para admitir que mientras la niña es hetero, su gemelo sea bisexual y le haya quitado el novio a la hermana. En fin, una serie para disfrutar mucho con ella.

SoundTrack de la serie en Spotify:

Cuenta en Filmaffinity con una puntuación de 5,7 (aunque solo votaron todavía 70 personas) y una SINOPSIS que dice lo siguiente:

Serie de TV (2021-). La exploración de la sexualidad moderna de un grupo diverso de estudiantes de secundaria, pone a prueba algunas creencias profundamente arraigadas sobre la vida, el amor y la naturaleza de la familia en una comunidad conservadora.

TRAÍLLER OFICIAL

Euphoria

Comentando una serie tan dura como atractiva

San Levinson es el creador, guionista y director de la que yo considero una de las mejores películas que he visto en los últimos tiempos Malcolm & Marie y de la serie Euphoria que tenemos disponible en HBO donde repite actriz pues ambas están protagonizadas por Zendaya, en este caso dando vida a Rue personaje principal de un drama adolescente que está basado a su vez en una serie homónima israelí que creó Ron Leshem.

Pienso que este director hace la mayoría de las cosas bien, ha escrito un buen guion, integrando la banda musical adecuada a cada momento y utilizando una buena fotografía, primeros planos, planos secuencia y todo el movimiento general de la cámara, para crear un cúmulo de sensaciones y un clímax que te atrapa. Y todo para llevar a cabo un retrato descarnado de la generación posmilénica o nativos de internet, que a los problemas normales de su paso a la madurez han de añadir el de sortear las consecuencias del uso de las redes sociales.

Aunque podría resultar una herramienta muy útil para que los padres entiendan mejor a sus hijos es comprensible también que les asuste porque el retrato coral que hace de esa juventud les puede descolocar. Así en los primeros capítulos va radiografiando desde la infancia los perfiles de cada uno para culminar la narración en los dos episodios finales, el 9 y el 10, que a mi modo de entender es lo más interesante de la serie.

El noveno transcurre prácticamente en un restaurante durante la nochebuena, con Rue(Zendaya), la protagonista principal manteniendo una larga conversación sobre el consumo de drogas y sus consecuencias, con un personaje de cincuenta y tantos años de nombre Alí al que da vida Colman Domingo, ex drogadicto que lleva limpio unos cuantos años. Toda la escena es una auténtica maravilla, tanto por los diálogos como por los gestos, los sentimientos que afloran y la atmósfera increíble que se crea.

Y el décimo y último, que a diferencia de todos los demás que fueron escritos por San Levinson, este lo ha sido en colaboración con Hunter Schafer, una conocida activista estadounidense de los derechos LGBT y la actriz que da vida a Jules la novia de Rue, después de que se separaran en aquella navidad. Transcurre en la consulta de la psicóloga. Durante la terapia Jules le dice a su terapeuta que está considerando interrumpir la terapia de reemplazo hormonal, ya que está replanteando su idea de la femineidad, al creer que solo la ha expresado con base a los deseos masculinos de los hombres. Un durísimo y atractivo diálogo que junto al episodio anteriormente mencionado me parece la perfecta culminación de la miniserie a la espera de, como han prometido, nos llegue otra temporada.

Cuenta en Filmaffinity con una puntuación de 7,4 y una SINOPSIS que dice lo siguiente:

Rue (Zendaya) es una joven de 17 años que vuelve de rehabilitación sin intención de mantenerse sobria. En una fiesta antes del comienzo del curso conoce a Jules (Hunter Schafer), una chica recién llegada a la ciudad…. Euphoria es una reflexión sobre la adolescencia a través de un grupo de estudiantes de instituto que tienen que hacer frente a temas recurrentes de su edad como las drogas, el sexo, la violencia, los problemas de identidad, los traumas, las redes sociales, el amor y la amistad. 

SoundTrack de la serie en Spotify
TRÁILER OFICIAL

Sex

Singular miniserie danesa disponible en FILMIN, creada por Sara Mendes, autora del guion y dirigida por Amalie Næsby Fick, está compuesta por 6 episodios de 15 minutos cada uno, o lo que es lo mismo 90 minutos de filmación total. Se podría decir por lo tanto, que se trata de una película dividida en 6 capítulos que se ve de una sentada.

Se trata de un drama romántico, la historia de un desamor. Una pareja se deshace a los dos tres años de relación por dificultades en sus relaciones sexuales. No es estrictamente juvenil en el sentido de que está protagonizada por parejas adultas que han de lidiar con problemas de pareja, emancipación y sexo y también con las redes sociales, son por tanto cuestiones transversales que pueden afectar a cualquier edad. Lo que a mi juicio le hace interesante es la ausencia de prejuicios y tabús a la hora de plantear los asuntos referentes al sexo entendido más allá de la mera penetración.

La interpretación corre a cargo de Asta Kamma August y Jonathan Bergholdt en sus papeles principales y ella está especialmente bien.

Sex, dos de las actrices

Cuenta en Filmaffinity con una calificación de 5,7 puntos y una SINOPSIS que dice lo siguiente:

La directora danesa Amalie Næsby Fick y la guionista Clara Mendes utilizan imágenes intensas y una partitura imponente para desarrollar una historia de amor contemporánea y juvenil, muy influenciada por las redes sociales.



TRAILER OFICIAL